h1

¿Quién dijo que un agente secreto no sabe cocinar?

octubre 21, 2011

Johnny English fue una cinta que salió en 2003, en la que se parodiaba al agente secreto de MI-6 James Bond. El proyecto funcionó bien en su momento, incluso los guionistas de la cinta eran los mismos que escribieron las últimas cintas del agente 007, sin embargo, nunca se planteó una secuela… hasta ahora.

 

El día de hoy se estrena en nuestro país Johnny English Reborn, secuela dirigida ahora por Oliver Parker y protagonizada por Rowan Atkinson, mejor conocido como Mr. Bean que, curiosamente, su primera participación en cine fue en una película de James Bond llamada Never Say Never Again. De hecho, en Johnny English Reborn, sale con un traje muy parecido al de aquella participación. Además de Atkinson, sale en la cinta Rosamund Pike, quien interpretara a Miranda Frost en la cinta del 007 “Die another Day”.

 

 

Se nota que para esta película sí se pusieron a estudiar a fondo las películas de Bond, porque hay muchas reminiscencias a las más famosas escenas de las mismas. Comenzando porque el estilo de indumentaria que muestra Atkinson en la cinta es influenciada sin duda por la que usaba Sean Connery en los años 60. Del mismo modo, hay una parte donde English se tira de un paracaídas y al momento de abrirlo, se ve una leyenda que no les diré para no quitarle el chiste, pero es claramente una referencia a la escena de inicio de “The Spy who loved me” donde James Bond abre un paracaídas con la bandera de Inglaterra.

 

No me atrevo a afirmar que esta secuela es mejor que la original, pero lo que sí les garantizo es que reirán mucho. No importa si conocen o no las cintas de James Bond, el simple hecho de las caras y actos del otrora Mr Bean, los van a hacer tirar las palomitas.

 

 

Además, un plus que es importante ver son las escenas de persecución. La primera es utilizando un Rolls Royce Phantom de doble puerta suicida, motor V16. Un carrazo que, si bien es una traición a la ideología Bond que siempre usó Aston Martin, sí se nota el por qué decidieron usar este auto. Y la segunda escena es una persecución… ¡en silla de ruedas! Es el momento cumbre de la cinta.

 

Y porfavor, quédense hasta el final de los créditos. Así entenderán el chiste del título de la presente entrada.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: