h1

Drive Angry: infierno al volante

marzo 13, 2011

Hace unos días fui invitado al screen test en México de Drive Angry, titulada “Infierno al volante” en su versión en 3D, cinta estelarizada por Nicolas Cage y William Fitchner (que, dicho sea de paso, es de esos actores que salen en cientos de películas pero en papeles muy pequeños).

 

 

Debo apuntar que la cinta ya se veía bastante palomera desde el trailer, que presentamos en este mismo espacio hace ya algunos meses, sin embargo, no crei que fuera tan mala como terminó siendo. La historia trata acerca de un sujeto llamado John Milton (nombre tomado del escritor de una épica donde Satán es expulsado del paraíso), que tiene como objetivo salvar a su nieta, una bebé que ha sido hurtada por una secta satánica que jura que con su sacrificio, podrá venir un nuevo orden a la tierra, liderado por el rey de las tinieblas. Milton tiene sólo unas horas para lograr salvar la vida de su nieta, y para ello tendrá la ayuda de Piper, una mesera apasionada de los muscle cars.

 

 

Simplemente leyendo la historia, uno puede inferir el churro del que se va a tratar, pero al ver la película, se podrán dar cuenta de que va aún más allá. Se trata de una cinta hueca, poco inteligente y mal hecha, no hay una explicación para nada, simplemente las cosas suceden porque sí. Hay, por ejemplo, una escena donde John Milton está en la cama con una mujer y en pleno acto sexual, dispara y mata a toda una banda de maleantes que buscan acribillarlo. La idea no era mala, pero la escena es tan lenta y mal hecha, que termina por ser hasta aburrida. Y agreguémosle el 3D, que aunque no está mal aplicado (se nota que fue planeada desde el principio para ser así), termina por afectar en algunos momentos a la cinta, pues hay algunas escenas que se ven sumamente falsas, poco detalladas. Patrick Lussier, como director de la cinta (que tiene en su haber la de Sangriento San Valentín 3D y ahora se convierte en el director de Halloween 3D, sustituyendo a Rob Zombie), muestra su poca habilidad para realmente dirigir y a cambio, nos brinda un catálogo de efectos especiales sin sentido.

 

 

Desconozco si la distribuidora vaya a estrenar la cinta en nuestro país, pues el screen test fue justamente para conocer la opinión de un posible target. Al parecer, las opiniones de los de la sala fueron iguales o peores que la mía. Pero si la estrenan, mi sugerencia es que no la vean, no valdrá la pena que gasten 60 pesos en un bodrio del que tendrán ganas de salir de la sala. Para que se den una idea, producir la película costó 50 millones de dólares y hasta el momento sólo ha recaudado 10.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: